PÉREZ ESQUIVEL Y OTROS RECLAMAN SUSPENSIÓN DEL PAGO AL FMI

El Premio Nobel de la Paz Adolfo Pérez Esquivel, junto con el Pastor Ángel Furlan de la Iglesia Evangélica Luterana, Nora Cortiñas, Mario Cafiero, Alejandro Olmos Gaona, Beverly Keene y Daniel Marcos, enviaron hoy al Presidente de la Nación un telegrama, reclamando que se suspenda el pago de las sumas reclamadas por el FMI, hasta tanto la Justicia Federal no se expida sobre la ilegitimidad e ilicitud de tales reclamos.
Esta acción se realizó en el marco del Recurso de Amparo iniciado el 28 de diciembre de 2005, firmado y presentado por unos 50 representantes de distintas entidades sociales, religiosas, sindicales y de derechos humanos. Quienes no sólo argumentaron la inconstitucionalidad de la medida, tomada por medio de un decreto de necesidad y urgencia del P.E., sino también la flagrante violación a los derechos humanos que constituye seguir tratando como acreedor privilegiado al FMI, premiando con la impunidad a quien el mismo gobierno ha denunciado como corresponsable por las crisis económica y social que afectan la soberanía de la Nación y el bienestar de su pueblo.
El pedido de suspensión del pago, recoge también el significado de la reciente decisión de la Corte Suprema de Justicia, resuelta el día 20 de diciembre

próximo pasado, que en virtud de la denuncia radicada oportunamente por los entonces diputados Mario Cafiero, Vilma Ripoll y Patricia Walsh, instruye a la Cámara Federal a que investigue la legitimidad de la deuda reclamada por ese organismo.
“El pago que se ha resuelto hacer -señalan en el telegrama al Presidente- afectará de manera irreparable la economía del país, quebrantando el orden jurídico y las normas constitucionales al efectuarse sin ninguna reserva de derechos.  Ello supone que V. E. al decidir el mismo, asume una gravísima responsabilidad histórica, al pretender legitimar uno de los más grandes fraudes de que se tenga memoria… circunstancias que exigen… se deje sin efecto el pago ordenado”.
Sr. Presidente de la Nación Dr. Néstor Kirchner

Casa de Gobierno

Balcarce 50

Capital Federal
Con fecha 28 de diciembre de 2005, un grupo de ciudadanos, entre los que se encuentran los suscritos, iniciamos una acción de amparo caratulada “Adolfo Pérez Esquivel y otros c/ Estado Nacional”, que tramita ante el Juzgado Contencioso Administrativo Federal No. 1, para que se suspendiera el pago de las sumas reclamadas por el FMI, hasta tanto no se expidiera la Justicia Federal que investiga la ilegitimidad e ilicitud de tales reclamos.
Además de ello surge la existencia de un hecho nuevo y es que la Corte Suprema de Justicia por Resolución del 20 de diciembre de 2005, ordenó que la Cámara Federal enviara al Juzgado Federal de turno una denuncia contra el FMI iniciada por los Diputados Mario Cafiero, Vilma Ripoll y Patricia Walsh. El pago que se ha resuelto hacer, afectará de manera irreparable la economía del país, quebrantando el orden jurídico y las normas constitucionales al efectuarse sin ninguna reserva de derechos. Ello supone que V.E. al decidir el mismo, asume una gravísima responsabilidad histórica, al pretender legitimar uno de los más grandes fraudes de que se tenga memoria y que afecta el presente y el futuro del pueblo argentino.
Tales circunstancias exigen, que por una elemental razón de prudencia y respeto al orden jurídico, se deje sin efecto el pago ordenado mediante los decretos oportunamente suscritos por el Poder Ejecutivo. En razón de lo expuesto, solicitamos que V.E. deje sin efecto la medida ordenada y dé instrucciones a la Sra. Ministra de Economía de la Nación y al Presidente del Banco Central de la República Argentina, para que se abstengan de efectuar pago alguno, hasta que no haya resolución definitiva en las causas penales que tramitan en la Justicia Federal y asimismo hasta que el Honorable Congreso de la Nación no cumpla con su cometido constitucional respecto de la deuda externa en su totalidad, como así también con la postergada actuación que le encomendara en su momento el Juez Federal Jorge Ballestero en la Sentencia dictada en la Causa No. 14.467 “Olmos, Alejandro s/ Denuncia”, que tramitó ante el Juzgado Criminal y Correccional Federal No. 2.
Saludamos a Ud. muy atentamente,
Mario CafieroAlejandro Enrique Olmos